EL BACHILLER OLEA Y EL PRIMER VOCABULARIO GALLEGO.

Foro de traballo de Apelidos de Galicia. Pode publicar informacións de apelidos, ou modificar os xa publicados
gaibor
Foreiro Maior
Foreiro Maior
Mensajes: 281
Registrado: 27 Ene 2014, 19:22

EL BACHILLER OLEA Y EL PRIMER VOCABULARIO GALLEGO.

Mensaje por gaibor »

EL BACHILLER ANTONIO DE OLEA, Y EL PRIMER VOCABULARIO GALLEGO. SIGLO XVI.

Por Felipe Aira Pardo

El siguiente documento, inédito hasta la fecha, nos informa sobre un interesante personaje que reside en Monforte de Lemos en el siglo XVI, y que ya fue en su momento objeto de estudio de diversos insignes historiadores, por ejemplo, el ilustre Sr. D. Xosé Fernando Filgueira Valverde.
Nos referimos al Bachiller Antonio de Olea.

Archivo Municipal de Monforte de Lemos, Carpeta nº 3, Legajo nº 13, sexto, año 1528.

“”Sepan quantos esta carta de fuero vieren como nos la justicia regidores procurador desta villa es a saber el Bachiller Antonio de Olea Alcalde del Conde y de la Condesa sus Señores, Alonso Vasante alcalde de hordinario Juan das Seijas, Mendo Alonso e Miguel Rdgz regidores desta villa Diego Alvarez ntro procurador que presentes estamos estando juntosen ntrô regimiento.(.. )que fue fha e otorgada en lavilla de Monforte de lemos a veinte y dos dias del mes de mayo del señor de mil e qunientos veinte y ocho del que fueron presentes el dho Antonio Velon e Bartholome Rdgz sastre = Juan da Vila = Antonio deolea = Alonso Vasante = Mendo Alonso = Miguel Rdgz = Antonio Velón= Diego Alvarez platero procurador = yo xptoval de cordova scribano publcio del dho conzejo fue presente a lo que dho es y firmo aquí mi nombre = Xptoval decordova =”(14)

Del escribano público, Cristobal de Córdoba, también hablaremos en otro pequeño artículo. Otra personaje interesante de esta etapa de la historia de Monforte de Lemos.

“El bachiller Antonio de Olea, Alcalde del Conde y de la Condesa sus señores”” El bachiller Olea como es más conocido y tratado por los historiadores que sobre él han escrito, fue persona al servicio de los Condes de Lemos.
El Alcalde Mayor era nombrado por el Señor o Conde de Lemos, desempeñando un cometido sobre todo de tipo judicial, siendo normalmente -a partir de la primera parte del siglo XVI- letrados, quienes desempeñaban estos cargos.
En ocasiones eran denominados, “juez de letras”.

Las primeras noticias sobre él, se las debemos al ilustre Sr. D. Xosé Fernando Filgueira Valverde,
El bachiller Olea, escribió en uno de los volúmenes que sacó la prensa lyonesa, Ptolomeo de Trechsel (Lyon, 1535), que se conserva en la biblioteca de Lugo, procedente de la biblioteca que en el palacio de Monforte de Lemos, tenían los Condes de Lemos, notas de naturaleza dispar, Notas que nos permiten tener noticias ciertamente interesantes de la época. Entre estos datos tenemos el nacimiento de dicho preceptor de los hijos de la III condesa de Lemos, Dña Beatriz Enriquez de Castro, además de Alcalde mayor* de la villa.
El bachiller Antonio de Olea, nace en Villalpando el 24 de diciembre de 1482, viniendo a Galicia en 1510, en concreto se estableció en la casa de Altamira y, según asevera Germán Vázquez, llegó a ser alcalde mayor, viviendo en Monterrey durante algún tiempo.
En 1520, se incorpora a Monforte de Lemos, como un vecino más, según afirma el profesor Filgueira Valverde, y viene acompañando a Don Alvaro Osorio, segundo esposo de la condesa doña Beatriz de Castro Osorio
Beatriz de Castro Osorio"A fermosa" III Condesa de Lemos, Grande de España y madre del célebre cardenal D. Rodrigo de Castro Osorio. La belleza de la monfortina motivó el popular verso:
"De las carnes, el carnero,
de los pescados, el mero,
de las aves, la perdiz,
de las mugeres, la Beatriz"
El profesor, Filgueira Valverde supone que en Monforte de Lemos, donde pasó el resto de su vida y donde nacieron varios de sus hijos, desempeñaría los puestos de autoridad semejante a los ejercidos en Monterrey. Acierta, puesto que efectivamente fue Alcalde de los III Condes de Lemos, en la villa monfortina, según refleja el documento que antes cité.
En otra nota que escribe el bachiller Olea, comenta que en Monforte de Lemos, en casa de uno que se llamaba Mendo Alonso, jugaban a los bolos muchos de la villa además de vino y dinero, “y otras cosas”: “... es cosa de mucho ver, i juéganlos en un vergel, que tiene la misma casa.”


Resulta que en el tiempo de Olea, cuando esto ocurría, según el foro antes comentado, existía entre los miembros del Concejo de la villa, un Mendo Alonso, sin duda alguna, el mismo que tenía esa casa con flores y árboles frutales, donde según Olea, jugaban a los bolos, dinero y vino, además de algún otro placer.

En los libros de bautismos, matrimonios y difuntos de las parroquias monfortinas de San Vicente del Pino y Santa María de A Régoa, encontramos información sobre la familia del bachiller Antonio de Olea, hasta la fecha, inédita.

Libro índice de los libros de bautizos (1564-1898) de la parroquia de S. Vicente del Pino,

Libro A 1º de letra J, bautismo de Juliana de Olea, hija de Francisco de Olea y su mujer, año 1566, folio 19.

Libro A letra A, bautizo de Benita Álvarez Olea, hija de Juan e Isabel Valcarcel, año 1619, folio 94.

Libro B letra A, bautizo de Antonio Díaz, hijo de Alvaro y María Olea, año 1577, folio 46.


Libro I de bautismos de la parroquia de S. Vicente del Pino.
Folio 3 vlto, en fecha 20 de junio de 1560, bautizo de Pedro, hijo de Nicolás Díaz de Guitián y de María de Quiroga su mujer, aparece como madrina, Doña María OLEA Ribadeneyra y como padrino Alvaro Díaz de Guitián, Alcalde de Ordinario de la villa de Monforte y esposa de la citada María de Olea.

Folio 38, fecha 5 de febrero de 1573, bautizo de Martino Ferro, hijo de Juan Ferro “tundidor” y de Juana Rodríguez, padrino Martín Sánchez de Orozco y madrina Ribadaneyra, mujer que fincó del Licenciado Olea.

Comenta el Bachiller Antonio de Olea entre las notas que dejó escritas en los espacios en blanco del volumén Ptolomeo de Treschsel (Lyon, 1535), que a tres leguas de Monforte, en la Encomienda de O Incio, existía una silla de piedra de alabastro, para todos los que quisiera llevar de ese material.
También dejó escrito que en todas las Riberas del Sil y del Miño y en el CONDADO DE LEMOS SE COGE E LABRA MUCHA SEDA.

En el padrón del año 1558, se cita al bachiller Olea. Estos padrones de Monforte de Lemos, que fueron estudiados por primera vez con motivo de mi trabajo “Las calles y plazas de Monforte de Lemos, historia de sus nombres y oficios. Siglo XII a XXI”

Real Chancillería de Valladolid, Sección, Sala de Hijosdalgo,C – 242 – 1.

(...) En la villa de Monforte de Lemos a treinta y un días del mes de octubre del año del señor de mil e quinientos e cincuenta e ocho años ante el muy magnifico señor licenciado Juan de Monforte corregidor e justicia de la dicha villa e su jurisdicción por la muy ilustre señora la condesa de Lemos mi señora y estando también presentes los magníficos señores Francisco de Gaibor Alcalde ordinario de la dha villa por el concejo y Regimiento de ella e Juan de Gaibor regidor dela dicha villa por su señoría en Presencia de mi el escribano (...) parecieron presentes Rodrigo da Ponte carpintero e Pedro Martinez e Pedro Lopez de Carude e Andrés de Jacome vecinos de la dicha villa e arrabal e dijeron que por cuanto ellos habían sido nombrados por repartidores del servicio Real debido a su majestad este presente año (...)”

Pasamos a dar los nombres de los relacionados, si estaban exentos, y si pagaban, la cantidad.
Francisco de Escobar, caballero, exento del pago
Alvaro de Taboada, caballero, exento del pago
*El Licenciado Olea, hidalgo notorio, exento del pago.
Jerónimo de Valcarcel hidalgo notorio, exento del pago.
Alonso Basante hidalgo, exento del pago.
Diego de Páramo hidalgo notorio, exento del pago.
Baltasar de Aguiar, hidalgo notorio, exento del pago.
Pedro Feijoo, hidalgo notorio, exento del pago.
Antonio Belón, hidalgo, exento del pago.
Alvaro Belón, hidalgo, exento del pago.
Pedro de Neira, hidalgo, exento del pago.
Juan Pita, hidalgo, exento del pago.
Pedro Alvarez de Guitián, hidalgo, exento del pago.
Cristóbal de Córdoba, hidalgo por privilegio que tiene, exento del pago (judeoconveros).
Rodrigo de Páramo, su hijo, hidalgo por el mismo privilegio, exento del pago.
Fernando de Prado hidalgo en posesión, exento del pago.
El Bachiller Guadalupe hidalgo por privilegio, exento del pago (judeoconverso)
Gonzalo de Quiroga, hidalgo, exento del pago.
Bartolomé Díaz, hidalgo por sentencia y carta ejecutoria en posesión, exento del pago.
Rodrigo Álvarez Cereijo, hidalgo, exento del pago.
Juan Díaz, platero, hidalgo, exento del pago.
Diego Díaz del cabo de la puente, hidalgo, exento del pago.
Alonso López, tendero, hidalgo, exento del pago.
Álvaro Pérez Teijeiro, hidalgo notorio, exento del pago.
Pedro Álvarez Rajo, exento por sentencia y carta ejecutoria.
Gonzalo de Setién, hidalgo, exento del pago.
Andrés Cañaveral, dicen que dentro de ocho meses primeros siguientes atento que dice ser hidalgo muestre de su derecho con apercibimiento de que pasados no mostrándolo se empadronará como a los otros lo cual se le notifique luego.
El Licenciado Fernán López, médico, exento por privilegio.
El Bachiller Escudero exento por letrado del ayuntamiento de Monforte.
Basco López de aquel cabo la puente hidalgo
Antonio Fernández tendero síndico del monasterio del Señor Santo Antonio que por privilegio que dicen presentó Los años pasados del Señor Rey don Sancho, Los síndicos no pagan
Antonio Vázquez Castaño que dentro de tres meses muestre de su derecho con apercibimiento que pasados no lo mostrando los repartidores se juntarán y le repartirán lo cual le notifiquen luego

No vamos a transcribir la relación de todos los vecinos contribuyentes de la villa de Monforte de Lemos, año 1554, por no disponer de espacio para ello.

En total, entre los exentos del pago referidos en líneas anteriores, y los pecheros u obligados al pago, alguno de ellos declarados pobres y libres del mismo, los casados nuevos, etc., son 281 personas, apostillando al lado de alguno de los nombres “fuesse”, o algún fallecido de ese mismo año, etc.

En los padrones de los años anteriores a éste, es decir, de 1554 y 1556, no aparece relacionado.

* El ilustre historiador Germán Vázquez, en su obra “Historia de Monforte y su Tierra de Lemos”, pags, 455 y 456, respecto al Bachiller Olea, escribe:

“EL BACHILLER OLEA.
En tiempos de la III condesa de Lemos, doña Beatriz de Castro, se hallaba al servicio de la casa de Lemos un interesante personaje, cuyo conocimiento debemos a Filgueira Valverde: el Bachiller Olea.
En uno de los más espléndidos volúmenes salidos de las prensas lyonesas, Ptolomeo de Trechsel (Lyon, 1535), que se conserva en la biblioteca de Lugo, procedente de la del palacio de Monforte, y probablemente utilizada en funciones de preceptor de los hijos de doña Beatriz, se hallan multitud de notas de naturaleza diversa aprovechando los espacios en blanco que el libro le ofrecía y en los que consta su nacimiento en Villalpando el 24 de diciembre de 1482 y que en 1510 vino a Galicia, a la casa de Altamira, de cuyos estados pasó a ser alcalde mayor, viviendo en Monterrey algún tiempo, donde contrajo terceras nupcias con Teresa Cosgaya.
En 1520 pasó a Monforte, “seguramente –apunta Filgueira-acompañando a don Alvaro Osorio, segundo esposo de la Condesa de Lemos.”.
Aquí le nacieron cinco hijos, entre ellos Antonia, madre de don Pedro de Olea, canónigo de la catedral de Sevilla, protegido del cardenal don Rodrigo de Castro y aquí permaneció hasta el fin de sus días , incluso después de la prohibición impuesta a doña Beatriz de residir en Galicia, como se deduce del mismo matrimonio de su hija.
Supone Filgueira Valverde que en Monforte habrá desempañado no sólo puesto de autoridad semejante al que ejercía en Monterrey, sino también funciones de bibliotecario y archivero, además del de educador de los hijos de la tercera condesa, entre ellos, sin duda, el que había de ser cardenal y arzobispo de Sevilla, don Rodrigo de Castro, cargos para los que “no le faltaban dotes”.
En aquellas anotaciones se recogen por el Bachiller Olea datos y noticias relativas a la casa de Lemos y a algunas “cosas notables que ai en el Reino de Galicia”, entre las cuales citamos, como interesantes y curiosas, las siguientes:

“EL PRIMER VOCABULARIO GALLEGO.
Si ya de por sí resulta curioso e interesante este Bachiller Olea, por las noticias que nos dejó del país que historiamos y porque nos ayuda a formar mejor idea de lo que fue entonces el palacio de los Lemos y el cuidado y esmero que los condes ponían en la educación de sus vástagos, todavía se destaca más aquel interés si tenemos en cuenta que Olea, fue “el primer glosador de voces gallegas, recogidas con curiosidad y acierto” en Monterrey y principalmente en Monforte, gran parte de las cuales son de uso en el actual léxico vernáculo de la tierra de Lemos.
Es un conjunto que sobrepasa las doscientas palabras, que “ofrece –dice Filgueira- sobre el atractivo de la fecha y la importancia fonética, novedades bastantes para que el nombre hasta hoy olvidado del Bachiller Olea, pueda encabezar, desde ahora, con honor, la historiografía del idioma gallego”.”(1)
_______
(1) José Filgueira Valverde: El primer vocabulario gallego y su colector, el bachiller Olea. Biblioteca de Lugo. Cuad. Estud. Gall. VIII, 3.917 y ss. Santiago, MCMXLVII


Os mando un enlace relacionado con el bachiller D. Antonio de Olea.

http://www.todocoleccion.net/el-primer- ... re_el_lote

En próximo escrito sobre el bachiller Antonio de Olea, completaré esta información que ahora os hago llegar.

Responder